Análisis: Gone Viral

El género roguelite se ha convertido en una manera de aprender a base de fallar y repetir una y otra vez, así nos convertiremos en mucho más fuertes y conseguiremos alcanzar nuestro objetivo. En este momento el auge de los roguelite está siendo cada vez más fuerte y estamos en lo correcto de que estos videojuegos traen consigo multitud de claves para entretener, divertir e innovar con su jugabilidad. En esta ocasión he querido analizar Gone Viral, un roguelite en Early Access, desarrollado por Skullbot Games y editado por Akupara Games. Nadie dijo que los inicios sean fáciles, pero con un buen desarrollo y constancia como os contaba en Deck Hunter, salen muy buenos juegos.

¡Luces, cámara y acción! Hemos sido capturados por una sociedad sin escrúpulos que glorifica dos cosas: la violencia y los fans. Esto último no olvidarnos de ello. Estamos ante un espectáculo ‘televisivo’ y nuestra principal misión será ofrecer entretenimiento y saciar la sed de sangre de nuestros fans. Para ello podremos mejorar nuestras habilidades de asesinato recorriendo habitaciones tras otra, dejando un rastro de sangre y lágrimas a nuestro paso. Pero no nos preocupemos porque nos llegaremos a convertir en la mejor estrella social a medida que acumulemos seguidores en el juego.



Gone Viral es un roguelite que presenta niveles generados de manera aleatoria con un toque de acción y emoción en cada una de nuestras partidas. Cada carrera será diferente y dependiendo del botín que encontremos podremos tener más o menos suerte. Nuestro personaje es único y querrá ser la persona más influencers, para ello dispondrá de dos elementos colocados en el menú del juego que nos servirán como guía: la masacrepedia y el farmómetro. Ambas quieren orientarnos en la mejora de nuestro personaje, la masacrepedia será todo lo que podemos conseguir, ver y usar a lo largo de nuestras diferentes run, como por ejemplo: armas, blindajes, jefes, mutaciones, dispositivos, entre otros; y el farmómetro será nuestra barra de medición de nuestro nivel de fama dentro de esta sociedad tan apocalíptica.



A medida que ganamos notoriedad y puntos de masacre, los fans nos enviarán diversos cofres como regalo, estos generalmente contienen corazones para reponer nuestra vida, llaves para entrar en diversas salas que son secretas y bombas para calcular y estudiar mejor nuestra estrategia. También podremos ser recompensados con armaduras, mutaciones y armas, pero tendremos que elegir sabiamente, ya que algunos objetos reemplazan el actual y no tendremos formas de cambiarlo.

Los combates están basados en la física, ya que prosperan en combos para desatar una brutalidad devastadora sobre nuestros enemigos y en encontrar el golpe perfecto para desatar un tremendo caos, acabando con todos ellos cuanto antes. Tendremos que destrozar a los enemigos con poderosos golpetazos cuerpo a cuerpo o acercándolos con una especie de arpón, además si estamos en peligro tendremos la posibilidad de utilizar una habilidad conocida como ‘dash’. Esta habilidad será un desplazamiento que nos otorgará invulnerabilidad momentánea. Las bombas también juegan un papel importante, donde podremos utilizarlas para romper rocas y conseguir objetos o simplemente para acabar con los enemigos de una manera más rápida.



Los enemigos no traerán mucha dificultad con ellos, sino realmente lo que les rodea. Que llegue una especie de robot disparando puede que no sea un desafío, pero en cambio sí está rodeado de bolas de pinchos y bombas, puede que la cosa sea más peligrosa. Habrá de diferente tipo, desde aquellos que vendrán a atacarnos a otros que desde su sitio nos dispararán sin ningún pudor. En cada nivel tendremos un jefe final, si acabamos con él podremos llegar al siguiente nivel y empezar como una ‘nueva zona’. Los fans quieren más diversión, para ello querrán darle otro sentido a diferentes salas de enemigos con algunos ‘eventos’. Estos eventos variarán, romperán con la rutina del juego y nos aplicarán una diversión diferente.



Para las ayudas en los combates podremos tener diversas mejoras y objetos utilizables que solamente serán válidos para la run actual en la que estemos, es decir, si somos eliminados volveremos a empezar de nuevo. Las mejoras pueden ser variadas: como un blindaje de espejo que devuelve todos los proyectiles que nos alcancen, u obtener una mejora llamada ‘el rematador’ que nos ayudará a golpear más duro y más lejos. Estas se equiparán conforme las cojamos, pero no tendremos posibilidad de interactuar con la interfaz de nuestro personaje para cambiarlas o descartarlas. Con respecto a los objetos utilizables, estos aparecerán en nuestra barra de acción y podremos utilizarlo sólo una vez. Algunos de esos objetos podrán ser: ‘una gota de ácido’ que dejaremos ácido por donde caminamos, o ‘el peso liviano’ que nos proporciona un subidón de energía que permite movernos y atacar más rápido. A todo ello también podremos visitar salas convertidas en tienda para ayudarnos a comprar vida u otro tipo de objetos, o incluso teletransportadores para movernos más rápido entre sala y sala.



Su estilo visual tiene una definición sólida y con muy buenos acabados con una visión muy similar a la de unos dibujos animados. Crea buena atmósfera en cada run y aplican cámaras en todas partes para dar la sensación de un verdadero espectáculo. Además, establecen variedad de mecánicas en las salas, ya sea con cofres, trampas, elementos o enemigos. Es cierto que el juego no deja de tener una apariencia inferior a la de crear un espectáculo de sangre y muertes, sino más bien la de combinar diversos combos y ver como los enemigos rebotan de un lado para otro. En el apartado sonoro, claramente su música rockera te traslada a un campeonato dónde pretendes ser el mejor, y si a eso le añades la ovación de los fans te anima a continuar y convertirte en el campeón.



En conclusión, Gone Viral no deja de ser un Early Access con un poco más del 60% de su desarrollo, dónde la diversión está asegurada, pero sin duda su esencia como roguelite le falta algo. Por ejemplo no transmite ninguna sensación real de progresión permanente entre las diferentes partidas, ni podemos interactuar con nuestra interfaz, de esta manera se hace un poco más difícil comprender las mejoras o los objetos que conseguimos. Es cierto que su variedad tanto de objetos como de enemigos, provoca que enganche y que cada partida sea totalmente diferente preguntándonos «¿Hasta dónde llegaremos en esta ocasión?». Su desarrollo continúa y están continuamente añadiendo parches y diversas actualizaciones. Puede que le falte un tiempo, pero aun así atrévete a probarlo y que el espectáculo continúe.

VALORACIÓN FINAL

No seas tímido y sal a la pista para dar un buen espectáculo. En Gone Viral tendrás la ovación de cientos de fans que querrán verte matar sin escrúpulos mientras mejoras y avanzas por las salas al estilo roguelite.

6.8

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *