La industria del mercado retro nos sorprende con otro título en exclusiva para la aún añorada blanquita de Nintendo, la Gameboy.

En esta ocasión tenemos la oportunidad de analizar un juego hecho por la gente de Ice Cold Blood, quien nos trae de la mano de Kyle Sharpe y el apoyo de Retro Room Games, una aventura gráfica del estilo Point & Click para saciar nuestra hambre que nos dejaron desde Shadowgate y Dejavu 1&2.

Al igual que el análisis anterior, exploraremos este juego a fondo, pixel por pixel, y dejaremos a tu decisión si merece la pena darle el apoyo.

Batty Zabella, una nueva y extravagante heroína

Batty se despierta en medio de la noche. Han pasado ya dos semanas desde la desaparición de Husbano, su marido. Y sus pensamientos hablan por sí mismos: “Puedo aguantar. El aire se ha vuelto pesado y frío. Me temo que algo siniestro está en marcha».

Batty Zabella 1

El juego comienza en el dormitorio compartido, con nuestra protagonista vestida con un hermoso pijama de encaje y protegida solo por una fina manta, saliendo de la cama. Para poder empezar la aventura del todo, no podemos dejar que Batty corra desnuda por la casa. Deliberadamente, debemos dirigirnos al guardarropa, vestirnos y comenzar a indagar qué sucede en nuestra propia casa, por cierto, en el mismo dormitorio ya puedes guardar tus avances.

Un Shadowgate más simple y desenfadado

Lo que salta a la vista de inmediato es que estamos ante un juego Point & Click desde la perspectiva de primera persona al estilo de las aventuras gráficas de Mc Ventures Series donde mueves la flecha y haces click en cada objeto de la casa donde aparece la descripción correspondiente si el objeto así lo amerita, los artículos útiles se notan inmediatamente porque brillan.

En ciertas ocasiones deberás tomar notas.

La casa donde vive Batty Zabella (y que es donde se lleva la mayor parte de acción), dispone de las clásicas plantas sótano, planta baja, planta alta y el ático. Las habitaciones suelen ser las típicas Living, Cocina, Dormitorio, Dos baños, Cuarto de Lavado y varios pasillos. El santuario, el estudio de Husbano en el sótano o el acceso directo al cementerio familiar en una zona arbolada detrás de la casa están fuera de lugar.

La primera misión se asegura de que obtengas una impresión básica de la casa. Se puede acceder a un plano de planta en cualquier momento con el botón Select. La forma de moverte por el entorno es algo tosco, lo que lleva a la confusión cardinal en más de una ocasión y mas aún en algunas zonas específicas que encontrarás más adelante, sobretodo aquellas cuando las habitaciones tienen dos salidas o son tan grandes que a veces tienes que girar sobre tu propio eje.

La primera misión es cuando llegamos a la habitación de Bat-Son (el hijo de Batty Zabella) quien está hambriento y pide alimentarse de sangre humana. Batty piensa que un sándwich debería ser suficiente. Notamos que hay un ratón escondido detrás de una pared cerca de la cocina, así que debemos buscar una trampa para ratones, atrapar al roedor y luego cocinarlo en la freidora. Podemos encontrar un trozo de pan en el refrigerador, y el sándwich de ratón está listo.

Hasta aquí ya debes entender por cuál senda va el juego, y si te fijas, la ejecución de los objetos se da de forma automática por lo que si ya tienes la ratonera en tu menú y cliqueas en el agujero del ratón, ya lo tienes capturado olvidando el resto de la floritura. A diferencia de lo que sucedería en Shadowgate, donde te exigirían buscar un cebo, entrar a la pantalla de objetos, seleccionar la ratonera, combinarla con el cebo, dirigirte a la pared, colocar la trampa y esperar a que el ratón caiga en ella, recogerla y sacar al ratón, aquí te ahorras todos esos pasos.

En este punto ya puedes juzgar si esto te parece más sencillo o más complicado, o se pierde toda la gracia y no es el juego que estás buscando.

Más adelante te darás cuenta que en el juego también es posible perder cuando encuentras fantasmas que te irán restando energía de a poco, aunque viendo la expresión de nuestro personaje cuando está sangrando cuesta precisar cuántos golpes más podrá seguir resistiendo, en este punto el juego se queda al debe al no haber incluido una barra de energía para saber con mayor precisión cuánta vitalidad nos queda, por ende es aconsejable que grabes la partida yendo a los dos únicos puntos específicos donde puedes hacerlo: La cama de tu habitación o el Potro de tortura, ojo, que también te regeneran la energía una vez que guardas tus avances.

Lo positivo es que es posible eliminar a los enemigos con tu horquilla de pelo, pero debes dirigirte a una habitación específica para poder recargarla con luz para poder eliminarlos, ojo, que los ataques de luz son limitados y debes revisar en tu menú si tu horquilla está cargada o no.

Otra cosa a considerar es que en el juego también existen jefes y la forma de enfrentarlos tiene su maña ya que la modalidad de ataque es bastante dinámica y debes ser muy certero a la hora de manejar el cursor, tanto para interceptar sus disparos como para atajar las magias que te devuelven energía. Por ende lo aconsejable es que memorices la secuencia en que van las bolas de fuego y las de magia para que puedas crear tu propia secuencia de reacción que contrarreste al enemigo y consigas devolverle sus propios ataques.

Lograr esto no es nada fácil, por lo que se recomienda guardar la partida cada vez que te sea posible.

Como dijimos, el juego tiene momentos de terror y comedia a partes iguales, hay momentos en que Batty rompe la cuarta pared y nos dirige la palabra a sabiendas que está en un videojuego y que hay un público manejándola, por lo que las situaciones son bastante humorísticas, y también hay momentos donde nuestra prota hace gala de sus atributos en algunos cinemas.

Musicalmente no destaca, la música es lenta y suponemos que es para dar tiempo a pensar cuál es tu siguiente paso, aunque pusieron haberse esmerado en hacerla mas atmosférica al menos no resulta molesta, pero tampoco es pegajosa como para tararearla.

La duración depende de cuánto te empeñes en sacar adelante la partida, no hay acertijos crípticos o que requiera que te pongas a cliquear ladrillo por ladrillo ya que en este juego eso no existe y todo se resuelve con un poco de reflexión mas que de maña, eventualmente hallarás puertas que no podrás abrir al principio donde no encontrarás la llave, pero también es cierto que el juego te lleva un tanto de la mano para que no te vuelvas loco buscándola, sino entendiendo que si abriste una puerta por un lado, sigas por ahí porque eventualmente hallarás la llave para devolverte y abrirla.

Comparativa Gráfica

El juego hace un uso inteligente de la paleta cromática de nuestra Gameboy, ya sea en versión clásica o Pocket, permitiéndonos una mejor comprensión del entorno sombrío donde nos manejamos sin caer en confusiones. Pero la prueba de fuego viene cuando entra en el modo de colores de la Gameboy Color o Advance ya que mantiene la tonalidad lúgubre en colores más brillantes y destacando en otras tonalidades lo que corresponde a la interfaz del juego, mostrando un uso muy profesional del acabado gráfico gracias a GB Studio.

Las referencias del personaje

Aunque podríamos referir algunas sitcom de las familias de monstruos de antaño como Los Locos Addams o La Familia Monster, Batty Zabella está basado (según palabras de su creador) en el multifacético personaje de Elvira, la sexy presentadora de un programa de terror (interpretada por la veterana Cassandra Peterson) que comenzó en la serie Movie Macabre desde 1981 hasta 1986, cuya popularidad la llevó a licenciar la imagen de su personaje para una serie de productos y protagonizar también su propia serie de películas, así como también hizo apariciones en otros programas de TV, cómics y hasta videojuegos.

Esta idea de que un personaje sexy del cine clásico de terror hiciera cameos en otras producciones no es algo nuevo, pues ya se había hecho anteriormente en la década del 50 con Vampira, interpretado por Maila Nurmi, quien recordemos, hizo una aparición en una de las películas de Ed Wood.

Hay una anécdota muy interesante que contar sobre este tema, y es que cuando en 1981 la cadena KHJ-TV le pidió a Nurmi que reviviera su personaje de Vampira para la televisión, ella iba a obtener un crédito de productora ejecutiva y pidió que contrataran a la actriz Lola Falana para interpretar a Vampira, pero finalmente abandonó el proyecto ya que la estación eligió a la actriz Cassandra Peterson sin consultarla.

En vista que el programa ya no podía usar el nombre de Vampira, tuvieron que crear un personaje parecido llamado Elvira, soslayando todo parecido, pero Nurmi aun así interpuso la demanda por plagio y la perdió.

La propia Nurmi tuvo que admitir que la imagen de Vampira estaba, en parte, basada en el personaje creado por Charles Addams: Morticia, aunque dijo que se había desviado intencionalmente de la creación muda y de pecho plano de Addams, haciendo que su propio personaje de televisión fuera «más cursi y sexy» para evitar plagiar la idea de Addams.

Pero bueno, nos desviamos del tema, la cosa es que nuestra amada Gameboy marca el debut de un nuevo ícono de terror, y se llama Batty Zabella, un personaje tan aterrador como gracioso a partes iguales y es de los pocos capaces de romper la cuarta pared.

¿Donde adquirir este juego?

En la misma página de Retro Room Games encuentras el juego en sus 3 ediciones, ya sea física (solo cartucho), edición completa (cartucho, caja y manual) o Digital.

Hemos realizado este análisis en GameBoy con una ROM proporcionado por Batty Zabella.

Análisis: Batty Zabella
Una nueva alternativa de Point & Click para nuestra Gameboy.Tiene batería para salvaguardar los datos.Tiene dos tipos de finales.Ofrece un segundo reto para desbloquear una sorpresa.
Es de corta duración.La música es de una composición muy simplona.El desplazamiento entre habitaciones a veces se torna confuso.Solo está en inglés.
7.2Nota Final
Historia8
Jugabilidad7
Gráficos10
Sonido6
Duración5